Educar en igualdad a niñas y niños se hace difícil cuando nuestra cultura marca tantas diferencias. Las escuelas, inmersas en esta cultura, reproducen con demasiada frecuencia, estereotipos y roles sexistas. De ahí la necesidad que tiene el equipo docente de cuestionarse qué tipo de modelos presentamos al alumnado. ¿Les estamos permitiendo crecer en libertad y tener las mismas oportunidades?

Niño y niña sentados en un troncoLa respuesta es negativa, es necesaria una seria reflexión en las aulas y centros sobre la división sexual que se trasmite al alumnado. En este artículo, se ofrecen siete consejos, que permiten establecer objetivos y guiar la educación en el aula hacia modelos más igualitarios, pero señalamos, que para que el trabajo sea eficiente es necesario que la maestra o maestro se formen adecuadamente, tanto sobre la desigualdad entre hombres y mujeres, como sobre coeducación.

La igualdad no se consigue con actividades puntuales en el tiempo, debe ser trabajada todos los días, de forma transversal y eficientemente. Para ello, os aconsejamos tener en cuenta estas ideas para fomentar la igualdad de género en la escuela.